LV7 RADIO TUCUMAN

La periodista obtuvo más de 280 mil votos en las últimas elecciones por el partido «Unite por la Familia y la Vida»
luego de realizar una campaña que giró principalmente sobre su postura contra la legalización del aborto.

«Ayer recordábamos con Leo, mi pareja, que cuando yo comencé con la política, mi hijo Roque tenía tres meses. Yo lo dejaba y me venía hasta acá. Todo ese sacrificio que hicimos en familia valió la pena, porque los resultados fueron increíbles», dijo en una entrevista con el programa Involucrados.

Además, aseguró que ella se quedará en Rosario para atender a las cuestiones relacionadas con su nuevo rol en la política, pero todavía no definieron si toda su familia se muda para acompañarla o se quedan en Buenos Aires.

Durante la charla, Luis Ventura le preguntó si era verdad que había tenido un problema cuando fue a votar el domingo. «La presidenta de mesa me recibió con el pañuelo verde, tanto en las PASO como en las generales. Eso habla de la actitud de ella. Yo llevé facturas a toda la mesa, porque están muchas horas trabajando. El pañuelo que tenía puesto, si no corresponde es un tema de ella. Yo fui a votar, feliz», le contestó Granata.

Además, anunció que tomará una drástica decisión en cuanto a su carrera televisiva: «El 30 de noviembre dejaría los medios, porque asumo el 10 de diciembre. Por el momento sí me voy a quedar con (Marcelo) Polino y Yanina (Latorre) en Radio Mitre los sábados, porque es un programa que me gusta mucho y me hace bien. Pero se termina esta etapa con todo lo que tiene que ver con los medios».

Luego, adelantó cuáles serán los proyectos a los que se dedicará como diputada: «Me enfoco particularmente en la niñez y las mujeres. Tenemos proyectos con el tema de la adopción. En general, se complica adoptar a los chicos, por eso queremos que esto cambie para que los chicos dejen de estar institucionalizados de ocho a diez años y dejen de estar de familia en familia».

«A los políticos no les importa, porque los niños no votan. Pero a mí me preocupan y me ocupan los niños. Ellos son el futuro y tenemos que poner el foco ahí. Sobre todo después de los resultados de las estadísticas que se dieron a conocer la semana pasada. Vimos que el 51% come una vez al día. Si no cuidamos a los niños no tenemos futuro», agregó Amalia.

Por último, aseguró cuando anunció su candidatura como diputada se sintió discriminada tanto en los medios como en el ambiente político: «He sido ninguneada, destratada y maltratada. Algunos decían: ‘Esta hueca que trabaja en la tele y mostró las tetas y el culo’. Por mi condición de mujer y por mi exposición me discriminaron. En el final de la campaña se empezaron a viralizar las fotos que hice en Playboy. Como si me avergonzara, queriendo decir que porque mostré el cuerpo en su momento hoy no tengo las capacidades para estar en este cargo».

Infobae