LV7 RADIO TUCUMAN

Cruce entre la Cámara de la Construcción y el IPV por las viviendas sin entregar. Garber sostiene que se tratan de más de 2500 casas y la interventora Stella Maris Córdoba manifiesta que son 1200. Restarían obras de la SAT en la planta de tratamiento para habilitar las entregas.

Desde la Cámara de la Construcción se detectó que hay una importante cantidad de casas terminadas y no entregadas por el IPV. El presidente de la Cámara Tucumana de la Construcción Jorge Garber, y la interventora del IPV Stella Maris Córdoba hablaron con Telefe Tucumán para aclarar el tema.

Los dos decretos en marcha que se estarían por promulgar como ley mañana darán la posibilidad a diferentes empresas de concluir una serie de obras pendientes desde Manantial Sur hasta el gran San Miguel de Tucumán, explicó Jorge Garber. “No tenemos el número preciso, se hizo una estimación que serían más de 2500, que estarían en condiciones de ser recibidas por los adjudicatarios o en poder del poder ejecutivo para realizar las entregas en un plazo más o menos de 90 días”, sostuvo Garber. Mientras que Stella Maris Córdoba explicó que se tratan de 1216 casas finalizadas y 126 en ejecución.

Ambos coinciden en que para la entrega de las viviendas la SAT debe finalizar las obras de la conexión de la planta de tratamientos cloacales con este sector de Manantial Sur. Esas cuestiones estarían en vías de resolverse según explicó Garber.

Respecto las declaraciones de la interventora del IPV, Garber argumentó: “En ningún momento reclamamos que se entreguen las casas a los adjudicatarios. De hecho, no es una potestad del empresariado reclamar la entrega de las casas. Podemos pedir la recepción provisoria por ley de las casas y de ahí el poder ejecutivo dispone cuándo serán entregadas y a quiénes. Solamente pedimos celeridad en los decretos para que las obras se concluyan y estén a disposición de los tucumanos”.

Por su parte, la interventora del IPV Stella Maris Córdoba explicó que la prioridad del IPV es terminar con todo lo que está pendiente para que esas casas puedan ser entregadas. “Una vez que se realicen y se habiliten las obras se podrán entregar las 1216 casas realizadas. En ejecución hay 126 casas más. Además, se deberá trabajar sobre el mantenimiento de casas finalizadas y ponerlas en condiciones”; sostuvo.

Respecto a al número de viviendas que expone la Cámara de la Construcción Stella Maris Córdoba detalló: “Hay imprecisiones en las declaraciones de la Cámara de Construcción respecto a la cantidad de viviendas sin entregar. Hay viviendas como en el caso de las 500 de Las Talitas que no están en manos del IPV y que están a cargo de empresas”.

Telefe Tucumán