LV7 RADIO TUCUMAN

El ex jefe del Ejército César Milani se declaró «profundamente creyente» e «inocente» de los cargos que le imputan en el juicio que se le inició por la desaparición del soldado riojano Alberto Agapito Ledo.

El ex jefe del Ejército César Milani se declaró este jueves «profundamente creyente» e «inocente» de los cargos que le imputan en el juicio que se le inició por la desaparición del soldado riojano Alberto Agapito Ledo, y afirmó que no conoció a la víctima, que nunca cometió «una violación de los derechos humanos» y que es blanco de una campaña «mediática y política».

Milani declaró en el comienzo del juicio oral y público por delitos de lesa humanidad que se desarrolla en los Tribunales Federales de Tucumán, donde también está imputado el ex capitán Esteban Sanguinetti.

«Soy profundamente creyente y no tengo ningún cargo de conciencia porque soy inocente», sostuvo el ex jefe del Ejército del kirchnerismo en su declaración ante el tribunal, integrado por Gabriel Casas, Carlos Enrique Jiménez Montilla y Enrique Lilljedhal, que lo juzga por falsificación de documento público y encubrimiento.

Milani afirmó que «nunca cumplí órdenes ilegales; nunca secuestré ni torturé y tampoco conocí un centro clandestino de detención».