«Hoy no están dadas las condiciones para que el próximo 2 de marzo comiencen las clases”.
«Lo último que nos dijeron es que no tienen dinero para abonar el dinero adeudado, que estaban buscando alternativas pero no fuimos convocados nuevamente», aseguró el secretario General de ATEP, David Toledo.

El secretario General de ATEP, David Toledo, brindó declaraciones televisivas en las que habló de la tensa relación que mantiene la docencia tucumana con el Gobierno Provincial por la deuda de la última parte de la cláusula gatillo del 2019.

«A partir de hoy 17 estamos volviendo a las escuelas para retomar las tareas diarias pero a la vez estamos analizando esta difícil situación que vive la docencia y los trabajadores estatales por la medida que adoptó el Poder Ejecutivo de no abonar la última parte de la cláusula gatillo», remarcó el dirigente gremial en diálogo con Los Primeros.

Y añadió: «Lo último que nos dijeron es que no tienen dinero para abonar el dinero adeudado, que estaban buscando alternativas pero no fuimos convocados nuevamente».

Toledo también remarcó que con este panorama, «no están dadas las condiciones para que el próximo 2 de marzo comiencen las clases» e indicó que los días «jueves y viernes hay asamblea zonal y ahí se tomarán decisiones y se determinarán los pasos a seguir».

«El gobierno debe abonar la cláusula gatillo y dejarla fija en el salario 2020. Porque se prometió que la situación vaya mejorando pero la crisis cada vez se profundiza más», sentenció el gremialista quien además instó al Poder Ejecutivo a convocarlos nuevamente para debatir sus propuestas.

«Vamos a agotar todas las instancias de diálogo para resolver la situación», finalizó.

A las 7

Exigen la liberación del sindicalista Santiago Goodman, detenido este jueves a la mañana

La Confederación de Trabajadores de la Educación (Ctera) convocó a un paro docente nacional de 24 horas para este viernes que dejará sin clases a millones de chicos en todo el país. El gremio mayoritario de los maestros anunció la medida de fuerza a partir de los incidentes registrados en una protesta realizada este jueves en Chubut.

Este jueves por la mañana, mientras los docentes chubutenses reclamaban contra los descuentos en sus haberes por los días de paro frente a la Casa de Gobierno de Rawson, fue detenido el líder del sindicato ATECH, Santiago Goodman. A su vez, se registraron episodios de violencia entre los manifestantes y la policía.

“La Ctera ha resuelto convocar a un paro nacional docente ante la brutal represión que sufrieron los trabajadores de la educación chubutenses mientras realizaban una marcha frente a la Casa de Gobierno en Rawson. También exige al Gobierno Provincial la urgente liberación de Santiago Goodman, y el cese inmediato de la represión”, plantearon en un comunicado.

Es el segundo paro que Ctera convoca a raíz del conflicto que tiene lugar en Chubut desde hace meses. En la provincia patagónica, se está cumpliendo la decimosexta semana consecutiva de paro y, en lugar de morigerarse, el enfrentamiento entre el sindicato y la gobernación se recrudece.

La manifestación se concretó a partir de los descuentos que sufrieron los salarios de los docentes. El gobernador Mariano Arcioni había anunciado que descontaría los días de ausencia a partir de septiembre.

La concentración ingresó en un pico de tensión luego de que un grupo de maestros tirara las vallas que rodeaban la sede gubernamental. En ese momento, la policía reprimió la acción con disparos de balas de goma y gases lacrimógenos, que fueron a su vez contestados por los manifestantes con piedrazos contra los uniformados.

Poco antes del mediodía, los agentes de seguridad detuvieron tras forcejeos y golpes a Goodman, una de las figuras claves en el conflicto.

La semana pasada, el Ministerio de Educación chubutense firmó una resolución en la que flexibiliza el pasaje de año a los alumnos. En concreto, aquellos estudiantes que perdieron días por las huelgas pasarán de grado.

Otros gremios de maestros se sumaron al paro convocado para mañana. UDA, por caso, también pidió por la liberación de Goodman. “No se puede permitir la criminalización de la protesta docente y la detención de los dirigentes sindicales constituye no solo una grave afectación de la libertad sindical, sino que se violan derechos humanos del colectivo que representamos con soporte en las previsiones del Pacto de San José de Costa Rica”, dijo Sergio Romero, su secretario general.

La misma medida de fuerza por 24 horas adoptaron el sindicato de los docentes privados Sadop y los universitarios de Conadu Histórica.